Reglas y estrategias

Trucos adicionales para el Póquer Pai Gow

Trucos Póker Pai Gow

El Pai Gow es algo diferente a los otros juegos de póquer. Lo primero que debe saber es que usted no puede cambiar su mano de salida. En efecto, usted debe conservar las cartas que el repartidor le ha dado. Al contrario que en los otros juegos de póquer, en los cuales no existe esta regla. En efecto, en la mayoría de los juegos, usted está acostumbrado a hacer faroles o a cambiar sus cartas por pura estrategia. Esto es casi imposible en el Pai Gow aunque existen combinaciones específicas.

El crupier comienza por dividir la baraja de cartas en siete pilas. Las cartas de esas pilas le serán repartidas al mismo tiempo y a medida que se lanzan los dados. Si tras tirar los dados sale su número, el crupier le repartirá de la primera pila de cartas. Hay por tanto una mano que debe apostarse junto al Pai Gow, la mano del dragón. Puede ser que haya más de un dragón según el número de jugadores sentados alrededor de la mesa.

En algunos casinos sin embargo, usted podrá jugar la mano del dragón como cualquier otra mano. El dragón le permite en ese momento pasar por encima de la banca. Si tiene dos dragones, usted tendrá dos ventajas sobre la banca, siendo la primera que usted tendrá la elección de plantarse o no durante el juego.

En el Póquer Pai Gow, una mano compuesta de cinco cartas es más fuerte que una mano compuesta de dos. Usted tiene dos apuestas diferentes que le permitirán ganar.

Otra característica que varía de un casino a otro es el banquero. Como en el baccarat, el banquero se lleva una comisión del cinco por ciento sobre el conjunto de ganancias de los jugadores. Por ello, cada vez que usted es el crupier, tendrá una influencia importante en el juego. Si juega como crupier, se aprovechará de la ventaja de la casa: usted puede ganar más manos y por tanto, más dinero que los otros. Sepa que el crupier cambia en cada mano, cada jugador tendrá ese papel durante una partida.

Pero para ser el banquero, hay que respetar ciertas condiciones. En efecto, usted debe jugar primero y tener suficiente dinero para cubrir la suma de las apuestas jugadas sobre la mesa. En otras palabras, usted debe ser capaz de pagar las ganancias de los jugadores con su propio dinero. Pero existe otra posibilidad si la suerte está de su lado. En efecto, algunos casinos animan a la participación de un segundo banquero, aunque estos son poco numerosos. Si usted es banquero secundario, el casino pagará las ganancias de los jugadores y le evitará perder todo su dinero.

No se puede hablar en realidad de estrategias o tácticas en el Pai Gow. En general, según las estadísticas, usted tiene un 46 por ciento de posibilidades de salir vencedor del juego, cualesquiera que sean las circunstancias. En este juego usted libra una batalla contra aquél que tiene más poder, es decir, el banquero, los jugadores pasan después.

Para destacar en este juego, debe concentrarse en su mano. Esa es la mejor estrategia. No apueste sumas estratosféricas si siente que su mano no es lo suficientemente fuerte. Observe atentamente sus cartas. Es el único modo de tener éxito en este juego.

Algunos detalles a conocer:

  • La mano invisible, aquella compuesta de cinco cartas, debe ser más fuerte que la mano visible. Si es a la inversa, perderá el dinero que haya apostado.
  • La mano que se le asigne dependerá de la tirada de los dados. No tendrá la opción de cambiar sus cartas.
  • La victoria depende enteramente del valor de las cartas que posea.

Lo primero que debe usted hacer una vez que ha recibido las cartas es constituir su mano de cinco cartas. Esta mano es la más importante, ya que sin ella no podría continuar en el juego. Si tiene una pareja pero nada mejor, esa mano de cinco cartas es su única esperanza de salida.

Imagine que tiene las siguientes cartas: As, Rey, Rey, diez, siete, ocho, dos.

Tiene 7 cartas en su poder. La única combinación válida que puede hacer es una pareja de Reyes. Eso quiere decir que tiene al menos la posibilidad de hacer algo con la mano invisible. No ganará absolutamente nada con la mano visible.

En el ejemplo de arriba, usted puede proceder de dos maneras. Puede plantarse ya que sabe que no va a ganar ninguna de las dos manos. La mano invisible es una pareja de Reyes, lo que representa la segunda pareja más fuerte del juego. Si el crupier tiene una pareja de Ases acabará con usted. Pero las posibilidades de que eso ocurra son bastante pocas. Así pues depende de usted tomar la decisión de seguir adelante.

En el 42 por ciento de los casos, o que usted recibe es una pareja. Es pues bastante raro obtener combinaciones más pujantes. Lo peor sería no tener nada durante un período de tiempo importante. Así que normalmente más vale que juegue su pareja en cuanto tenga una ocasión. Recuerde que el Pai Gow es un juego de póquer. Por consecuencia, debe saber cuáles son las combinaciones más interesantes.

¿Le ha gustado el artículo?
¡Compártalo!
Más...Menos

Ahora que ya conoce la teoría sobre lo que se necesita para jugar con efectividad, ¿por qué no se toma tiempo para leer otro artículo sobre el Pai Gow poker de la lista a continuación?